El premio FIT a la excelencia en interpretación

Este año ya os he hablado de la FIT, la Federación Internacional de Asociaciones de Traductores, Intérpretes y Terminólogos, en la entrada sobre la visita de su presidente a Madrid a principios de año. Ahora se celebra el XXI congreso de la FIT, del 3 al 5 de agosto de 2017 en Brisbane, Australia. Aprovechando que hay una representante española, María Galán Barrera, presidenta de Asetrad, y que ha tuiteado que formará parte del jurado que decidirá quién se lleva este año el premio a la excelencia en interpretación no podía dejar pasar la oportunidad, tenía que hacer algunas preguntas.

01-08-2017 12-14-57

1- Al leet tu tuit surgen varias preguntas: ¿Qué es el congreso FIT? ¿Qué nos puedes contar sobre él?

El congreso de la Federación Internacional de Traductores se divide en dos partes: una reservada a las reuniones de los representantes de las distintas asociaciones. Esta se desarrollará del 1 al 2 de agosto. La otra, pública con charlas, conferenicas y talleres como en cualquier otro congreso tendrá lugar del 3 al 5 de agosto.

Desde un punto de vista asociativo, la primera parte resulta más interesante pues en ella:

  • intercambiamos información con otros compañeros que nos permite descubrir qué problemas tienen los traductores e intérpretes en otras partes del mundo, cómo están intentando solucionarlo y ver cómo podemos ayudarnos entre todos.
  • Se mantienen reuniones de trabajo y encuentros un poco más informales entre café y café que pueden ser el germen de futuras colaboraciones entre asociaciones.
  • Debatimos sobre qué es la FIT y lo que queremos que sea dentro de unos años y nos marcamos objetivos para los próximos años siempre con el objetivo final de mejorar las condiciones laborales de los traducores e intérpretes en todo el mundo.

Las reuniones de la FIT se celebran cada dos años, aunque luego cada grupo de trabajo, “task force”, mantenga reuniones con más frecuencia.

2- ¿Qué es lo más te apetece de esta aventura?

Representar a Asetrad en estas reuniones y contribuir a su internalización es, sin ninguna duda, lo que más ilusión me hace de esta aventura australiana.

Hay mucha gente trabajando a diario en Asetrad, no solo desde la junta directiva sino también desde los diferentes comités, grupos de trabajo y comisiones, el banco de tiempo, el programa de prácticas universitarias y la Linterna del Traductor. Socios que, de manera totalmente atruista, dedican parte de su tiempo libre a seguir haciendo de Asetrad lo que es: una gran asociación de traductores, correctores e intérpretes.

Tener la oportunidad de compartir con compañeros de todas partes del mundo lo que estamos haciendo, por lo que luchamos a diario, no puede más que llenarme de orgullo.

Ahora bien, me quedan preguntas en el tintero y he consultado el enlace que me ha facilitado María para saber más: ¿Premio de interpretación? ¿En qué consiste? ¿Cómo se seleccionan los nominados? ¿Hay que presentar vídeos de las interpretaciones puntuales o es un premio a toda una carrera? ¿Qué recibe el ganador? ¿Desde cuándo existe?

El premio se otorgó por primera vez en 2014 a Dorothy Charbonneau de Canadá, que es por el momento la única intérprete que ha recibido el premio. Fue nominada por la Asociación de Traductores e Intérpretes de Ontario (ATIO).

d-charbonneau
Dorothy y el presidente de la FIT [© Jørgen Christian Wind Nielsen, Wind Kommunikation, Denmark]
No es necesario presentar vídeos para nominar a los companeros que consideremos que han demostrado un nivel de excelencia a lo largo de su carrera. Tal y como explican desde la FIT, no es necesariamente un premio a un proyecto concreto, puede verse como un premio a toda una carrera pero también existe la opción de nominar a un profesional por un trabajo de especial importancia si dicho proyecto facilita el acceso a un grupo. También puede darse a una asociación y organismo por su labor a la hora de mejorar la calidad de la interpretación o promover la labor del intérprete.

The International Federation of Translators (FIT) has an international prize for inter- pretation designed to promote and improve the quality of interpreting and draw at- tention to the role of interpreters in providing professional language access in a wide variety of situations.

Se pueden nominar candidatos, igual que pasa con el Premio Danica Seleskovitch de la AIIC (que por cierto tiene ahora abierto el plazo para presentar candidaturas para aquellas contribuciones excepcionales a la interpretación y a la investigación en el campo). En el caso del premio de la FIT, las nominaciones las deben presentar miembros de la Asociación y será un jurado internacional copuesto por cinco profesionales el que tome la decisión final. Cada miembro de la FIT podrá nominar solo a un miembro de su propia asociación.

El premio es un reconocimiento pero además viene acompañado de una suma de dinero.

El Premio Danica Seleckovitch se otorga desde 1992 y en 2018 se concederá a uno de los compañeros nominados este verano.

La idea del premio como un reconocimiento al trabajo y a la dedicación a esta profesión me parece brillante. Si conocéis más premios similares, por favor, dejadme los enlaces en comentarios para poder incluirlos todos. Todo lo que nos ayude a celebrar la excelencia y a conseguir una visibilidad positiva nos viene bien a largo plazo.

 

Traducción, interpretación y ciencia en Barcelona

Vamos a hablar sobre el primer congreso de APTIC (Asociación Profesional de Traductores e Intérpretes de Cataluña), las Jornadas de comunicación, traducción e interpretación que se celebrarán los días 8 y 9 de abril de 2016. Aunque se trata del primer congreso, APTIC lleva mucho tiempo organizando talleres y jornadas de formación especializada presencial y en streaming. Han preparado charlas sobre traducción especializada, blogs, interpretación, herramientas de traducción, etc. La primera pregunta lógica es: ¿por qué se ha animado la asociación a dar el paso de organizar el primer congreso APTIC? Para responder a esta pregunta y para contarnos muchos más detalles sobre el programa, contamos con la fantástica intérprete, traductora y socia fundadora de APTIC, Maya Busqué.

web_cartel-ES-212x300

 

– (M.B.) Hicimos una encuesta a los socios hace unos años. Después de cada actividad siempre hacemos encuestas. Hace año y medio aproximadamente, hicimos una más exhaustiva sobre el planteamiento de APTIC para saber qué querían los socios, qué echaban de menos, en qué podíamos mejorar. Una de las peticiones que más se repetía era la de contar con un congreso o una actividad de varios días, pensada sobre todo para los socios que no viven en Barcelona, para que tuviera sentido invertir el tiempo y venir a pasar un fin de semana aquí. Ya teníamos la experiencia de organizar un congreso, pero en esa ocasión no lo montamos solos, sino que lo hicimos entre tres: fueron las jornadas de traducción médica que organizamos entre Tremédica y APTIC, con la colaboración de la UPF, en 2012. Fue una experiencia muy buena, asistieron casi 200 personas en el Auditorio de la universidad Pompeu Fabra. Como esa primera experiencia salió muy bien, queríamos hacer algo, el primer congreso de la asociación; nos hemos lanzado llenos de ilusión por ofrecer algo diferente parar los socios. Es un congreso piloto, por ahora no está previsto que se repita cada año; es el primero, seguramente habrá más pero no sabemos cuándo ni cómo. Nuestra asociación se basa en la formación continua en pequeñas píldoras y volveremos a ese modelo cuando termine el congreso.

El motivo por el que nos decidimos a dar el paso fue poner a prueba el modelo de una formación intensa y más concentrada en un fin de semana, con temas variados y, sobre todo, porque era una petición muy clara de los socios.

 

– Si uno echa un vistazo al programa, verá que hay un poco de todo. Hay una parte clara de formación, también hay divulgación. Pero antes de entrar en los nombres de los ponentes (muy, muy interesantes), también nos fijamos que esta no es una actividad pensada únicamente para los socios APTIC. Tienen cabida los miembros de otras asociaciones dentro de la red Vértice, los estudiantes de la carrera, intérpretes y traductores no asociados pero interesados en los temas e incluso público en general, aquí todos son bienvenidos. Solo hay 150 plazas, pero hay sillas para todos.

– Desde luego. Entendemos que los más interesados van a ser los traductores e intérpretes, pero también esperamos que interese a los estudiantes, porque para ellos puede ser una buena ocasión de entrar en un foro de estas características y conocer a gente del sector, entrar en contacto con la asociación y con temas muy relevantes. Los profesionales, asociados o no, van a encontrar temas que les interesen. Sin embargo, en este caso, también creemos que algunas de las actividades que se han planteado pueden llamar la atención del público general, aquellas personas que quieren saber qué hacen los traductores: hay actividades muy variadas y algunas tienen más que ver con la comunicación científica. Es una disciplina que rara vez se incluye en los congresos de traducción, pero que nos parece muy interesante.

Tenemos además una actividad paralela llamada The Spectacular Translation Machine que puede gustar mucho al público en general, los de CCCB y Kosmopolis han mostrado gran interés en verlo (van a venir como invitados) y ellos no son parte del sector de traducción.

 

– Para los que no hayan consultado el programa, la actividad The Spectacular Translation Machine, una iniciativa de Daniel Hahn y Sarah Ardizzone que ahora APTIC trae a Barcelona, se realizará durante todo el congreso. La presentación tiene lugar el viernes 8 de 9:30 a 10:00. ¿Nos puedes adelantar un poco de qué se trata y si habrá interpretación para Daniel Hahn?

– Esta actividad se presenta el viernes, en efecto, y va a discurrir en paralelo durante todo el congreso. Va a estar ubicada en una sala aparte donde entre todos traduciremos un libro al castellano, al catalán, al inglés o a otros idiomas. Pero aquí hay muchos elementos que son secreto y no voy a desvelar demasiado.

– Nada de spoilers

– No puedo hacer spoilers, pero se trata de un proyecto lúdico de traducción colaborativa en el acto. Daniel Hahn es muy conocido en el mundo anglosajón, ha sido presidente de la Asociación de Traductores del Reino Unido y presidente de la Sociedad de Autores del Reino Unido. Su nombre le puede sonar a cualquier traductor literario que trabaje con el inglés. ¡Acaban de anunciar que A General Theory of Oblivion, su traducción de José Eduardo Agualusa, es candidata al Man Booker International, donde las 50.000 libras del galardón se dividen a partes iguales entre el autor y el traductor de la obra! Esta actividad puede parecer algo curiosa, pero la gente que ya la ha visto en directo alucina. Es muy interesante… y ya no debería desvelar más porque la Comisión Editorial de APTIC, que es la que lo organiza, se podría enfadar. Vale la pena verla en directo.

En el formulario de inscripción indicamos que se podía pedir interpretación, pero de momento no la han solicitado. Si hubiera un número mínimo que la necesitase, se ofrecería.

El viernes se darán las instrucciones para que durante todo el congreso y en paralelo, la gente tenga oportunidad de probarla en los descansos, en las comidas o cuando le apetezca. Es un congreso muy amplio, esperamos que a la gente le interese todo pero puede haber alguien que decida que una charla no le llama y aproveche ese momento para visitar la sala alternativa.

 

– El primer día el inicio es potente: después de presentar la actividad alternativa, la ponencia inaugural a cargo de Xurxo Mariño se adentra en el cerebro y el lenguaje. ¿Qué nos puedes adelantar?

– Esta conferencia va a ser una de las perlas del congreso, una de las que no me perdería. Se trata de un ponente de lo más interesante. Trabaja en neurociencia, ha estudiado el cerebro pero también el lenguaje, le interesan los puentes entre las ciencias y las letras, que existen y deberíamos fomentar. Creo que es perfecta para arrancar las jornadas, puesto que nos permite abrirnos a otros temas, para evitar el vicio de hablar nosotros para nosotros y no salir nunca de ese círculo cerrado. Aquí contamos con un profesional de otro campo, interesado en el nuestro pero con una perspectiva distinta. Es en los cruces entre disciplinas donde se hacen las cosas más importantes. Muchas veces, para revolucionar una disciplina no hay nada mejor que venir de otra y cruzar conocimientos para aportar novedad (¡recordemos que Pompeu Fabra era ingeniero!). Esta era la idea que teníamos cuando invitamos a Xurxo Mariño. Hablar de lengua y de ciencia desde el punto de vista de los científicos.

 

– A continuación habrá una mesa redonda de comunicación científica con periodistas muy conocidos (que participan en programas de televisión y en la prensa escrita) y con la presidenta de la Asociación Catalana de Comunicación Científica. Cuando sale una novedad científica: ¿cúal es el proceso? ¿Dónde entra la traducción en juego?

– A veces basta con llamar a un traductor pero, en ocasiones, los comunicadores científicos escriben directamente en castellano tras leer algo en inglés y son los que hacen una primera traducción (de un modo informal). Queremos saber más sobre todos estos temas. Queremos hablar de ciencia de un modo diferente.

 

– El programa es muy amplio, con nombres muy interesantes y con presencia de diversas asociaciones además de APTIC, vemos a ASETRAD, Eizie, AIIC y AGPTI. Da la impresión de que el viernes se centra más en el lenguaje científico, la investigación y la traducción técnica, con presencia de la literaria y el sábado es el turno de la interpretación, nuevamente acompañada de la traducción literaria. Temas distintos. ¿La gente se puede apuntar solo a uno de los días?

– No hemos previsto módulos, la organización ya requiere demasiado tiempo por lo que hay un precio unitario muy ajustado por todo el bloque. Entendemos que con el mercado como está, se trata de una inversión en formación. Hay un precio total y, si alguien no está interesado en una charla, tiene actividad paralela.

 

 

– La traducción científica no suele tener tanto protagonismo en los congresos del sector y, además, no vemos en la lista de ponentes los nombres habituales, pero no por ellos son menos importantes. Son voces con experiencia como la de Alicia Martorell, David Paradela, Gemma Rovira, Lorenzo Gallego, que va a hablar sobre investigación clínica y traducción y también está Chris Durban. ¿Podemos pedir un spoiler de esta charla?

– En la web tenemos una cruz al lado de cada nombre con información adicional. Nos hace mucha ilusión que Chris Durban esté en el congreso. Es una traductora de mucho prestigio y que no suele prodigarse demasiado en congresos de traducción. Desde hace un tiempo queríamos que viniera a dar un curso a APTIC y finalmente hemos conseguido que participe en el congreso. Viene por dos motivos. Ella es sobre todo traductora pero también escribió una guía sobre cómo se encarga una traducción, publicada en la FIT (Federación Internacional de Traductores), con una versión inglesa que corre a cargo de la ATA y la francesa de la SFT. En el marco de la FIT se ha traducido a prácticamente todos los idiomas. ASETRAD se ocupó de la traducción al castellano y APTIC al catalán. Esta vez Chris ha publicado una guía sobre interpretación. Está pensada para el público en general, para los clientes que van a solicitar intérpretes. Consiste en una serie de consejos sobre lo que debe de tener en cuenta el cliente a la hora de pedir servicios de interpretación. Nos parece muy interesante y desde hace tiempo teníamos previsto traducirla. Lo que se ha hecho diferente en esta ocasión es que se ha traducido de un modo coordinado entre los diferentes idiomas cooficiales del estado. APTIC se ocupa del catalán, ASETRAD del castellano, AGPTI se encarga del gallego y EIZIE del euskera. Además, contamos con el asesoramiento de AIIC, de la FILSE, y el apoyo de la Red Vértice.

Por eso le propusimos venir a la presentación de la guía y ella aceptó encantada. Como ya la tenemos con nosotros el sábado, después de la presentación impartirá un curso en inglés de dos horas de duración llamado «Working the room». Este curso se centrará en identificar, prepararse para crear nuevos clientes. Cómo buscar clientes pero de una manera seria de la mano de una profesional que lleva muchos años en el sector, que no acaba de subirse al carro del marketing.

 

– Si alguien se dedica o quiere dedicarse a la traducción literaria o científica, este es su congreso. Tendrá la ocasión de escuchar a muchos profesionales con experiencia compartiendo conocimientos. Ahora bien, si uno lo que busca es un congreso en el que se trate la interpretación de forma seria este año en España, este parece ser uno de los programas que más promete. Además de la guía, el curso de Chris Durban no nos viene mal. Que nos aconsejen cómo podemos mejorar la identificación de nuevos clientes ahora mismo es bastante útil. También vemos dos mesas redondas, una centrada en la traducción y otra para la interpretación.

– Muchos congresos de traducción e interpretación se centran demasiado (o por entero) en la traducción. Hemos intentado ser equilibrados, en nuestra asociación hay más traductores que intérpretes, pero queríamos hablar sobre interpretación, buenas prácticas, etc. Yo no soy nada objetiva, soy intérprete y me interesaba que esto fuera así. Por supuesto, se han quedado ámbitos fuera, no ha sido posible cubrirlo todo. Apenas se toca la jurídica o económica o la técnica. La traducción médica, científica, literaria y la interpretación están representadas, pero hay especializaciones que no han entrado en este congreso. Tomamos nota para el próximo, no había espacio ni tiempo para verlo todo.

 

– Hay que dejar a la gente con ganas de más y espero que podamos hablar sobre la segunda edición del congreso APTIC en un futuro cercano. Volviendo a las mesas redondas. ¿Por qué hay dos sobre buenas prácticas profesionales? El viernes la mesa redonda trata sobre traducción y la del sábado es la que ya hemos mencionado antes y que versa sobre interpretación. Mucho énfasis en los aspectos profesionales, ¿no te parece?

– Sí, realmente era algo que queríamos que estuviera muy presente en el congreso, por varios motivos. Pensamos que las asociaciones tienen la misión de velar por la profesionalidad de nuestro sector. Tenemos que luchar por unas condiciones de trabajo dignas. Queremos debatirlo en profundidad y lo hemos separado en dos mesas porque creemos que las problemáticas y la ética de la traducción y la interpretación tienen sus peculiaridades y nos gustaría tener suficiente tiempo para hablar de todo.

Si te fijas en el nombre de la mesa redonda de traducción, «De lo que no se puede hablar es mejor NO callar», el caso es que tenemos el problema de que no es posible hablar de tarifas en las listas, por motivos legales. Como asociaciones no podemos y no lo hacemos, pero abrir un debate en el marco de un encuentro presencial no es una mala idea. No se podrá tuitear durante las mesas redondas, la idea es centrarse en los temas que nos preocupan a todos.

– ¿Y los blogs tendrán que jurar silencio sobre el manual del Trados?

– Así es, la idea es poder hablar, generar un debate bien entendido. Queremos que se traten aspectos complejos, en los que los debates a distancia no funcionan. Twitter no es el foro para esto, debido al límite de caracteres, pero por muchos otros motivos. Se echa en falta un diálogo calmado, mesurado y que llegue al fondo de las cuestiones. Un debate interesante, sano y que no se deje nada en el tintero.

Enlace del I Congreso de APTIC.

 

 

Una tableta en cabina

Ya he publicado entradas en el pasado sobre algunas de las aplicaciones que uso en cabina e incluso sobre la posibilidad de hacer la toma de notas con la tableta pero sigo en fase de aprendizaje. Hay intérpretes que constantemente nos descubren nuevas opciones, vale la pena seguir en Twitter a gente tan interesante como el Intérprete de la Tableta (@TabTerp) y el pasado fin de semana durante la conferencia de la ATA en Chicago se habló mucho sobre herramientas para intérpretes.

Si sentís curiosidad aún se puede consultar lo dicho en Chicago buceando en el hashtag #ATA55. Una de las charlas que despertó mi curiosidad fue la de @allinportuguese, que habló de herramientas y juguetes para intérpretes y que gustó mucho por lo leído en las redes sociales.

El 18 de diciembre imparto un webinario para Asetrad junto con la fantástica Maya Busqué sobre la relación entre tabletas e intérpretes hoy en día y queremos añadir más información y no limitarnos únicamente a lo que ya utilizamos en cabina, en consecutiva y fuera de la cabina. Algunas de las aplicaciones que he comentado en el blog aparecerán pero me encantaría saber la respuesta a las siguientes preguntas para orientar mejor el webinario y seguir descubriendo opciones.

– ¿Trabajáis con tableta en cabina?

· Si la respuesta es que sí:

¿Podéis contarnos si estáis contentos y si es algo que recomendaríais?

· Si la respuesta es que no: ¿Motivos?

– Toma de notas con tableta: ¿Sí o no?

– ¿Cuál es la aplicación que más os gusta o mejor resultado os ha dado?

Yo daré respuesta a estas preguntas en el webinario y posteriormente aquí. Ahora mismo en el mercado hay gente que ha entrado ya en cabina con la tableta como herramienta de trabajo, compañeros que dieron el paso al netbook y no les ha compensado aún seguir avanzando y los que prefieren usar los diccionarios electrónicos que parecen calculadoras.

Para intérpretar realmente solo necesitas saber hacerlo, practicar, preparar el tema lo mejor posible y mantener la calma en cualquier circunstancia pero hay muchos “juguetes” que ayudan y es un poco lo que vamos a comentar con los asistentes al webinario.

 

 

Netbook, tableta, diccionario electrónico y post-its  en pacífica coexistencia
Netbook, tableta, diccionario electrónico y post-its
en pacífica coexistencia

 

Nota: sé que en el programa han puesto mal mi apellido, pero encontraremos una app para arreglar eso.

Intérpretes por el mundo: Cardiff

Hoy  toca volver a Europa para ver cómo se trabaja en la capital de Gales. En Toledo tuve la suerte de poder conocer en persona a Trinidad Clares Flores, nos sentamos juntas en la comida y accedió muy amablemente a formar parte de esta serie de entradas,  por lo que hoy será nuestra guía y nos contará lo que hace una intérprete en esta ciudad.

– Intérprete nacida en España, miembro de Asetrad (además de CIoL e ITI), ¿Cómo es que has llegado a Cardiff?

Pues cosas que pasan en la vida. Había vivido antes en el Reino Unido, aunque siempre en Londres o alrededores pero mi marido nació allí y, después de trabajar durante nueve años como abogado en Gibraltar, decidimos volver a su tierra porque tenía oportunidades profesionales más interesantes. Y yo pude traerme mi trabajo de traducción a cuestas sin problemas, aunque en la interpretación he tenido que volver a empezar desde cero.

Trinidad en cabina
Trinidad en cabina

– ¿Podrías contarnos un poco sobre tu formación tanto en España como en otros países?

Me diplomé primero con la especialidad de traducción y después cursé la especialidad de interpretación para licenciarme en la FTI de Granada en 1994.

Cuando llegué a Cardiff en 2007, decidí prepararme para hacer el Diploma in Public Service Interpreting con la especialidad en derecho con varios cursos intensivos en la London Metropolitan University porque entonces no se ofrecían en Cardiff.

Después cursé el Máster en traducción institucional de la Universidad de Alicante a distancia, que también incluía una asignatura de interpretación judicial.

Además, en todo este tiempo sigo formándome asistiendo a cursos y talleres intensivos que organizan las asociaciones profesionales británicas (ITI e CIoL). Ahora mismo tengo puesto el ojo en realizar algún curso intensivo de actualización en técnicas de interpretación para conferencias.

– Dado que parte de tu formación se ha desarrollado en distintos países, ¿te has encontrado con consejos que te dieron en España y que no servían en Reino Unido? Muchas veces la cultura propia del país exige ciertas cosas o recomienda hacer el trabajo de una manera para adaptarse mejor al público y al cliente. 

La formación en cuanto a las técnicas es muy similar. Las diferencias se deben a los distintos entornos. Por ejemplo, en mi caso la interpretación se realiza para hispanoparlantes de diferentes países con lo que a veces tengo que lidiar con las variantes regionales de mi propio idioma y esto es algo que no formaba parte de ningún programa en la licenciatura, que estaba mucho más centrada en los distintos acentos del inglés.

En cuanto a las diferencias en el trato, se me ocurre el ejemplo del caso que se trató durante el taller de Diana Soliverdi en el Congreso X Aniversario de Asetrad, yo expliqué que aquí utilizamos mucho los gestos cuando queremos que la persona que habla lo haga más despacio o pare para dejarnos interpretar. A la ponente le pareció algo que no se haría en España porque se consideraría de mala educación y explicó que ella tocaría discretamente al ponente con la mano, algo que aquí es mucho más tabú.

– Cardiff es una ciudad moderna pero no es Londres, algunos se estarán preguntando: ¿hay trabajo como intérprete? ¿También trabajas en otras ciudades de Gales?

Hay trabajo incluso en plantilla para el galés y para otros idiomas con una gran población como el polaco, pero para el español no es suficiente, por eso no me limito a Cardiff, ni tampoco a un tipo de interpretación, algo bastante habitual entre los intérpretes que trabajamos en el Reino Unido.

En el tema judicial y policial, trabajo en todo Gales y suroeste de Inglaterra. En cuanto a las conferencias, trabajo en todo el Reino Unido aunque lógicamente tengo menos ofertas de Londres porque allí hay más competencia. Además, también traduzco y desde hace cuatro años imparto clases de traducción en el nuevo grado y máster de traducción de Cardiff University.

Esta semana, por ejemplo, he tenido que hacer una interpretación para una cita de ginecología en un hospital, otra para un testigo de una agresión durante un juicio en el juzgado de primera instancia de lo penal (contratada por la fiscalía directamente) y la última para una recepción celebrada en el Senedd (edificio del parlamento galés) con motivo de una exposición de músicas del mundo.

Cabina en el Senedd
Cabina en el Senedd

– ¿Qué temas son los que más te piden? ¿Consecutiva o simultánea? ¿Cuál es la más demandada?

Fuera del ámbito judicial o policial, en Gales suelen ser cuestiones institucionales y de idiomas minoritarios. Puesto que Cardiff es la capital del País de Gales, un pequeño país dentro de un estado más grande, tiene bastantes interacciones con otros estados pequeños de la UE.

En cuanto a la modalidad más solicitada, diría que no hay una clara ganadora. En un juicio, el 90 % del trabajo es de simultánea susurrada excepto cuando el acusado o testigo tiene que declarar, entonces es bilateral (que aquí llaman consecutiva corta), mientras que en la policía o los hospitales casi todo el trabajo es de consecutiva. Lógicamente en una conferencia suelo trabajar en cabina con simultánea, que es mi favorita porque creo que es el entorno en el que se dan las condiciones más adecuadas para hacer bien nuestro trabajo (sonido, espacio para trabajar, materiales de consulta, información previa, etc.) pero también he tenido ocasión de trabajar con el maletín infoport.

– ¿Qué tal es la relación con los clientes? ¿Saben lo que es un intérprete y lo valoran?

También depende del entorno. Los abogados y la policía en general suelen ser conscientes de la importancia de nuestro trabajo y lo valoran mucho porque ven lo necesario que es para realizar su propio trabajo. Además, los jueces en concreto suelen tener un trato exquisito con los intérpretes, ¡incluso alguno que tiene mala fama entre los abogados! En otros entornos como los hospitales es menos evidente y algunos empleados suelen tener una actitud bastante negativa porque piensan que los intérpretes ganamos unos fortuna —en los servicios públicos, ¡imagínate!

Desgraciadamente, últimamente tengo la sensación de que, por lo menos en Gales, no saben distinguir entre los distintos tipos de interpretación y la formación que se necesita para cada una porque muchos clientes esperan que trabajes en cabina y cobres a precio de servicios públicos y las agencias tampoco contribuyen a cambiar esta idea.

– Háblanos de la ciudad, ¿es agradable vivir y trabajar en Cardiff? ¿Tiene ofertas de formación para gente del sector?

En mi opinión, Cardiff es una de las ciudades más agradables del Reino Unido para vivir. Si dejamos a un lado el clima que desgraciadamente es nefasto —por lo menos para una almeriense acostumbrada a tener el mayor número de horas del sol de toda Europa—, la ciudad en sí es cómoda, todo está más o menos cerca y tiene una oferta cultural buena. La conozco desde hace 20 años y diría que ha mejorado mucho desde entonces, es mucho más cosmopolita e internacional. Además, los galeses son bastante más abiertos que los ingleses y resulta más fácil hacer amistades.

En cuanto a la oferta de formación en TeI, como ya he mencionado, Cardiff University ofrece un máster en traducción que lleva funcionando cuatro años y el año pasado empezó también a ofrecer un grado en traducción.

La oferta de formación en interpretación es más limitada y el único curso oficial que se puede hacer en Cardiff es el de preparación para el Diploma in Public Service Interpreting, tanto en la especialidad de derecho como sanitaria. También tengo entendido que hay un posgrado en interpretación para inglés-galés en Lampeter (University of Wales Trinity Saint David) que acaba de empezar a funcionar pero para encontrar formación en interpretación de conferencias, ya hay que desplazarse a Inglaterra donde se puede encontrar el máster en traducción e interpretación de Bath University, además de otros cursos intensivos cortos.

Además de los cursos oficiales a nivel universitario, ITI tiene una red galesa que creamos otra compañera y yo hace un par de años y mediante la cual organizamos charlas y talleres de distintos temas. Por ejemplo, gracias a la interpretación que hice en el Senedd esta semana, tengo previsto organizar una visita al edificio para ver las cabinas de los intérpretes de galés y que nos cuenten cómo trabajan.

El Senedd de noche
El Senedd de noche

– ¿Qué te gustaría hacer y aún no has tenido la oportunidad de probar?

Puesto que ya trabajé en plantilla como traductora durante cinco años, me gustaría tener la posibilidad de hacerlo como intérprete en algún organismo internacional para poder disfrutar de una práctica continua y del feedback de los compañeros para seguir aprendiendo y mejorando. También me encantaría tener la oportunidad de viajar más y no solo dentro del Reino Unido.

– ¿Podrías hablarnos de los intérpretes de galés y de la situación de los idiomas en Cardiff?

La situación de los intérpretes de galés es un poco especial porque los hablantes de galés tienen reconocido su derecho a utilizar este idioma en sus relaciones con el estado a través de la ley sobre el idioma galés de 1993 (Welsh Language Act 1993) que reconoce el derecho al uso de intérpretes en los procesos judiciales. Aunque los hablantes de otros idiomas también tienen reconocido el derecho a un intérprete durante un juicio en la ley sobre derechos humanos de 1998 (Human Rights Act 1998), la diferencia estriba en que, en el caso del galés, es el propio servicio dependiente de los juzgados (Welsh Language Service for Magistrates Courts and Tribunals) el que gestiona su formación y contratación. En consecuencia, solo pueden trabajar para los organismos públicos (incluyendo los tribunales) aquellos intérpretes que hayan aprobado un examen gestionado por la asociación de traductores e intérpretes de galés (Cymdeithas Cyfieithwyr Cymru). Además, sus condiciones son diferentes a las de los intérpretes de otros idiomas: normalmente trabajan solo hacia su lengua materna (tienen que hacer exámenes por separado para cada dirección), trabajan en pareja en lugar de hacerlo solos como los intérpretes de otros idiomas y tienen derecho a tener acceso a la documentación relativa al proceso con antelación. En la mayoría de los casos, el juicio se lleva a cabo en galés y la interpretación está disponible para aquellos que no lo hablen (el jurado o el abogado de alguna de las partes) por lo que se utiliza un sistema portátil con micrófono y auriculares, lo que significa que los intérpretes de galés no tienen problemas de sonido, algo muy habitual en el resto de los juzgados.

Y, por si esto fuera poco, tampoco se han visto afectados por la subcontratación de los servicios de interpretación en los juzgados a una empresa privada, que ha hecho que las tarifas hayan quedado reducidas a una cantidad miserable y que muchos intérpretes de otros idiomas hayan abandonado la profesión.

Y con T de talleres

En realidad iba a poner “Toledo se escribe con I de interpretación”, pero claro no hay ninguna I en Toledo igual que tampoco la hay en ASETRAD y aún así los intérpretes sí tuvieron su espacio en el congreso, principalmente en los talleres.

La tarde de la primera jornada ofreció a los asistentes una amplia selección de talleres y algunos de los primeros en llenarse fueron precisamente los de interpretación. Tuve la suerte de poder asistir a dos de ellos pero por horario no pude ir al de Tony Rosado en el que explicó un poco el mercado norteamericano de la interpretación desde un enfoque práctico. Por los tuits que leí, fue muy interesante y espero que alguno de los asistentes publique una entrada en los próximos días.

En mi caso, el primero de los talleres fue el de Isabel Basterra y Maya Busqué titulado: Con cabina o sin ella, la simultánea y yo. Estas dos intérpretes ofrecieron una excelente oportunidad para los que aún no se habían atrevido con la simultánea y para aquellos intérpretes con experiencia en cabina pero que nunca se habían enfrentado a un infoport. Sobre este sistema ya he hablado en varias entradas, por lo que no voy a repetir lo dicho pero me resultó de lo más curioso y positivo saber que el equipo que se usó en este taller es propiedad de una intérprete que se dio cuenta del auge que tiene ahora mismo y decidió hacer la inversión, comprarse un infoport y así ofrecer un servicio mucho más completo al cliente directo o al cliente final.

Maya e Isabel empezaron con una breve introducción a la simultánea, sin meter miedo, más bien todo lo contrario. Explicaron la diferencia entre una simultánea en cabina, con infoport y una susurrada. Todo es simultánea para las agencias o los clientes pero el intérprete tendrá un mayor nivel de dificultad en algunas de estas modalidades por lo que no viene mal preguntar siempre cuando nos piden servicios de simultánea. Hay que tener en cuenta que la susurrada (simultánea sin cascos, cabina o micrófonos) es mucho más barata para el cliente pero solo es útil en circunstancias muy concretas. Tenemos que educar al cliente para que sea consciente de que no vale la pena ahorrarse unos euros si el resultado va a ser un desastre.

Isabel y Maya explican ante una clase entregada
Isabel y Maya explican ante una clase entregada

Maya habló de perder el miedo al error. Ser perfeccionista está muy bien, hay que aspirar a hacer el mejor trabajo posible pero si eres intérprete asume la imperfección, no pasa nada, no muerde. También sacó el tema de los nervios. De hecho, era algo necesario desde que dijo que el taller iba a ser principalmente práctico y más de uno se puso a mirarse los zapatos para no tener que salir a interpretar. Los nervios forman parte de la interpretación porque estamos haciendo algo que nos gusta e importa, es perfectamente normal pero no podemos dejar que el miedo gane la batalla. Yo sigo poniéndome nerviosa antes de empezar y ya son unos cuantos años, pero en cuanto empieza a hablar el primer ponente los nervios se convierte en energía para sacar adelante el trabajo.

Práctica con audio en el grupo de Maya
Práctica con audio en el grupo de Maya

Aunque al principio la gente se mostraba tímida, dado que muchos aún no se habían enfrentado a la simultánea, Maya e Isabel supieron crear el ambiente relajado que se necesita para animar a la gente a probar algo nuevo.

Isabel con su grupo. Manuel Mata interpretó a Steve Jobs
Isabel con su grupo. Manuel Mata interpretó a Steve Jobs

Como es complicado que todo el mundo tenga la misma combinación de idiomas, Maya e Isabel preguntaron antes y trajeron varias opciones.

Primera práctica del francés al castellano
Primera práctica del francés al castellano

Fue un lujo compartir taller con gente como Manuel Mata o Fernando Navarro. Creo que fue una idea brillante, si queremos dar a conocer el trabajo de los intérpretes tenemos que empezar con nuestros compañeros traductores.

El segundo taller fue igual de interesante. Diana Soliverdi tocó uno de mis temas favoritos: La interpretación consecutiva.

El taller arrancó con una breve presentación tras la que Diana pidió a los asistentes que confesasen qué les gustaba o no les gustaba de la consecutiva. Miedos, dudas y anécdotas salieron a la luz. En general a casi todos les daba miedo olvidar el mensaje, la memoria era un enemigo en lugar de un aliado. Las notas causaban pavor.

Yo iba para intérprete de consecutiva pero...
Yo iba para intérprete de consecutiva pero…

También salió el tema de las horas de trabajo. En simultánea suelen contratar a dos intérpretes pero en consecutiva siempre vas solo, incluso a las jornadas de 8 horas, lo que resulta agotador física y mentalmente. Tony Rosado, que asistió a este taller, nos contó que en Estados Unidos gracias a la reivindicación de los intérpretes judiciales ahora es obligatorio que vayan dos intérpretes también en los trabajos de consecutiva. Es una buena medida que deberíamos adoptar en España.

Diana usó un audio de Pau Gasol (a pesar de que Murphy hizo lo imposible por impedirlo) y nos pidió que tomásemos notas. Luego pidió voluntarios valientes, ofreció críticas constructivas y terminó la sesión mostrándonos cómo tomaría ella las notas en ese caso.

Cada intérprete tiene sus propios símbolos y siempre me sorprenden las notas de otros compañeros. Como se comentó en la sesión: el cuaderno de notas de un intérprete es territorio comanche, podemos anotar lo que queramos, siempre que nos resulte útil.

También se trató el tema de la “dignidad” del profesional. Un tema que los “consecutivos” conocemos bien. El cliente quiere interpretación pero no quiere que seamos visibles, es decir, si puede escondernos en un cuarto fuera de la sala, debajo de una mesa, detrás de una maceta o dentro del cubo de la basura, mejor que mejor.

Es más complicado cuando no tenemos una cabina en la que escondernos

No todos los clientes son así, pero sí deberíamos esforzarnos para mejorar la percepción que tienen de nosotros. Somos profesionales que ofrecemos un servicio necesario y valioso y realmente no queremos salir en la foto oficial, solo queremos estar cerca del ponente para hacer el mejor trabajo posible.

En general, opino que Asetrad acertó de lleno al ofrecer talleres de interpretación, me habría gustado ver algo más sobre el tema en las charlas generales pero el congreso ha sido muy completo, bastante informativo y creo que todos nos hemos quedado con ganas de repetir el año que viene.