#LeedsENIT2017 – El norte no olvida y practica todo lo que puede

Este año he tenido sesión doble de prácticas de verano para intérpretes, porque toda práctica es útil y solo se mejora a base de esfuerzo. Para situar a los recién llegados:

En 2013 publiqué una entrada sobre el curso de verano para intérpretes de la universidad Heriot Watt bajo el título de Crónicas escocesas: juego de cabinas.

En 2014 fue el estreno de la segunda temporada de juego de cabinas, en la que hablé sobre el taller intensivo de práctica para intérpretes de WISE Valencia.

En 2015 cambiamos de serie (como fuente de inspiración) y le tocó el turno a WISE is the new black (WITNB)  o WISE Bruselas.

En 2016 la serie volvió a cambiar y pasamos a Wiser Terps.

stranger-terps
La saga de esos intérpretes curiosos que hacen prácticas en verano

y en 2016 también publiqué una entrevista a Paola Casati sobre #LeedsENIT que despertó mi curiosidad hasta el punto que pedí poder participar este año y Andrea Alvisi (organizador y padre de la criatura) me concedió una plaza para ir al norte a practicar.

2017-08-06 16.30.39
Todo empezó en King’s Cross, tenía que ir en tren a una escuela en el norte con mi mejor amiga y mi cicatriz… espera, esa es otra historia.

Da igual si vuelas a Londres y pillas allí el tren o vas directo a Leeds o a Manchester, la cosa es llegar a Leeds a tiempo para la primera sesión. La sala en la que se hacen las prácticas en la universidad de Leeds es estupenda, cuenta con suficientes cabinas, espacios en la mesa central y rincones entre las cabinas para poder realizar todos los ejericios, simultáneas, consecutivas, y dar feedback sin tener que salir de ahí. Todas las sesiones se llevan a cabo en esa sala, no hay varias como pasa por ejemplo en WISE.

2017-08-07 12.04.16
La cabina desde dentro
2017-08-09 16.33.15
Andrea dando instrucciones de último minuto.

Los idiomas de trabajo son en principio solo dos: italiano e inglés. Los asistentes son nativos de uno u otro. En mi caso, me ofrecieron la plaza por tener los dos idiomas en mi combinación de trabajo y era consciente de que sería la única no nativa o la “wild card” (como me bautizó Andrea). Sin embargo, he tenido mucha suerte este año porque varios de los participantes tenían el español como lengua C o B y he podido trabajar con ellos en algunos ejercicios. No obstante, mi objetivo estaba claro, quería ver cuánto podía reactivar el italiano como C en diversos temas, tanto en simultánea como en consecutiva.

El que solo se trabaje con dos idiomas explica el que solo se necesite una sala.

2017-08-09 11.25.40
Paola Casati en cabina

Como siempre estabas en la misma sala (super cómoda y moderna), Andrea dividió la jornada de tal forma que el aburrimiento fuera imposible. Cada día teníamos una hora de consecutiva, seguida de una hora de simultánea, tras la que iba otra de consecutiva, pausa para comer, una hora de simultánea, consecutiva y finalmente una última hora de simultánea. Rotabas cada poco, de tal manera que podías ser intérprete, escuchante o ponente y practicar las dos técnicas todos los días tanto como quisieras.

2017-08-10 12.17.37
Giuditta como ponente junto al ordenador y a su derecha una escuchante pura

Además de ayudarnos entre nosotros, porque esto es un ejemplo perfecto de lo que ya definía Paola el año pasado como interpretación colaborativa, Andrea ha tenido la gran idea de invitar a escuchantes puros de los dos idiomas que han acudido a la llamada (del norte) y nos han proporcionado su punto de vista. Puede parecer que es mejor que te escuche otro intérprete, que al final al cabo controla los dos idiomas y va a poder identificar falsos amigos, malas traducciones de términos, fallos en la presentación, etc. Sin embargo, la visión del escuchante puro me ha sorprendido. Andrea tuvo el inmenso detalle de asegurarse de que tuviera una escuchante de español en una de las sesiones. Una paisana de Salamanca (casualidades de la vida) que se metió en cabina a escuchar mi interpretación del italiano. Ella no habla italiano y ni siquiera se puso los cascos, solo escuchaba el discurso interpretado. Cuando me dio su opinión y sus correcciones fue como si me hubiera sentado con el público de cualquier congreso con una libreta en las manos y les hubiera pedido que me dieran su veredicto. Muy curioso y algunas de las cosas que me dijo no me las esperaba. Como, por ejemplo, que si titubeo con una palabra (la típica traducción en la que dudas un segundo antes de lanzarte), perdía confianza en mi trabajo y desconectaba durante toda esa frase, en plan, que no se la creía dado que me había escuchado dudar. También me comentó pequeñas cosas que nota el público, cosas favorables y detalles a mejorar. Me gustó mucho conocer su punto de vista y voy a intentar tener más en cuenta al público, que no deja de ser un “cliente” y quizás el más importante. Si el público no se entera o desconecta es que la comunicación ha fracasado.

2017-08-08 11.06.54
Con seguridad y preparación todo se puede.

Además de tener suficientes horas de simultánea y consecutiva y escuchantes puros, cada día estaba dividido por temáticas. Las mañanas se dedicaban a un tema, las tardes a otro. Así podíamos tocar áreas que nos gustan o que nos son familiares por el trabajo, áreas en las que queremos mejorar porque son las que nos dan de comer y aquellas que preferimos no tocar ni con un palo, pero que vale la pena conocer un poco más (nunca sabes qué va a sacarte de una posible ruina futura).

Así pues practicamos con discursos sobre nutrición (desde el flexitarianismo a las modas de la Paltrow), la UE (el discurso sobre el Brexit en inglés con acento francés es un arma de destrucción personal), energía y medioambiente, tecnología, cultura (Begnini habla a una velocidad que deja a Rosina, la gallina de Antonio Banderas sin palabras), medicina, economía y temas tan variados como Despacito o el amor por el aguacate y sus consecuencias.

2017-08-10 11.37.54
El buen rollo reinó en cada sesión. Claro que se trabajaba pasito a pasito, suave, suavecito

Si se os están poniéndo los dientes largos, no os preocupéis, no es lo mismo pero Andrea y su maravilloso equipo compuesto por Lara Fasoli y Eleanor Regin, han subido todos los discursos a la página de Youtube de LeedsENIT para que cualquiera pueda practicar con ellos. Venga, va, os dejo aquí el vídeo del Brexit con acento francés, no seáis tímidos:

Además de ser nosotros los ponentes, algunos de los escuchantes puros también aportaron discursos y Andrea incluyó una selección de vídeos originales que teníamos que interpretar (como el de Benigni, que creo que voy a incluir al final).

 

2017-08-09 11.25.53
Aquí trabajando con un discruso de Michelle Obama.

 

No hay vídeo ni grabación alguna de la sesión de conferencia en la que cada uno tenía que hablar en su idioma materno y ser un representante político durante los debates a interpretar por el resto de compañeros sobre los temas de actualidad. No creo que pueda olvidar la mesa redonda entre Trump, Merkel, Sturgeon y Carrà (sí, Raffaela Carrà que se ganó mi corazón cuando le dijo a Nicola Sturgeon que para hacer política lo mejor es bajar de Edimburgo al sur).

Ha sido una semana intensa, de mucho trabajo pero encima en una ciudad preciosa y llena de sorpresas. Lara nos regaló una visita guiada por Leeds (muchas gracias) y hay pocas cosas más curiosas que una excursión de intérpretes.

Leeds es una ciudad en la que el diseño triunfa en todas sus formas, impresionan sus calles comerciales victorianas, las famosas arcades.

Tuvimos tardes de paseo, la tarde del Aperol Spritz, porque integrarse en las dos culturas era realmente necesario y porque estas semanas de prácticas son un modo fantástico de hacer networking, de conocer compañeros y sentirte más integrado en tu propio sector, rodeado de profesionales que comparten tu misma pasión por mejorar y aprender. Ya lo dijo Declan Blench, uno de los participantes: las lenguas B y C no se consiguen sin esfuerzo.

 

2017-08-07 21.59.25
Lo dicen hasta los edificios en Leeds: Aprende del pasado, vive el presente, diseña para el futuro.

 

Una oportunidad estupenda, en un campus universitario que realmente es práctico y bonito. Si en Edimburgo admiraba las instalaciones y lo bucólico del lugar, pero me quejaba de las escasas opciones para comer, aquí no puedo quejarme, hay hasta un puesto de cupcakes y un supermercado dentro, por no mencionar los sitios que hay nada más salir de la puerta con bocadillos deliciosos y fruta.

 

2017-08-10 15.08.04
El campus

 

En resumen, una gran experiencia a todos los niveles. Un grupo de intérpretes fantásticos y muchas gracias a Andrea, Lara y Eleanor por hacerlo posible. Solo espero que haya un #LeedsENIT18 y que pueda verlo. Tendremos que estar atentos a lo que nos cuente Andrea Alvisi (@TranslAAttitude )

 

2017-08-11 09.07.55
Foto de grupo. Agotados después de una semana pero muy contentos

 

Os dejo el discurso de Benigni, por si necesitáis un ejercicio de velocidad en italiano o comprobar que existe un ser humano que habla más rápido que el último ponente metralleta que os haya tocado. El norte no olvida, Roberto.

 

 

Premios Community Choice 2017

Lo sé, esta noche está todo el mundo pensando en la vuelta al cole, en el capítulo final de la temporada de Juego de Tronos, intentando recordar la contraseña del portátil tras unas merecidas vacaciones y dando vueltas a la eterna pregunta: ¿dónde habré hundido la rebequita sexy para el otoño que perdí de vista en primavera?

Antes de arrancar la temporada con algunas entradas sobre opciones de prácticas para intérpretes quiero daros las gracias puesto que por quinto año consecutivo este pequeño y caótico blog ha ganado el premio a mejor bitácora en los Community Choice de Proz.com: Ganadores en interpretación.

Hace unos días se anunció y no, no me han llovido ofertas de trabajo, ni he ganado dinero, ni siquiera me han mandado una estatuilla o un pequeño pony como los premios al mejor hacker del año, pero me basta si a algún lector le ha gustado algo de lo que he publicado este año. Muchas gracias por el voto y el cariño.

 

giphy
Sé que se esperaba que Leo hiciera acto de presencia, pero hay que innovar

 

El premio FIT a la excelencia en interpretación

Este año ya os he hablado de la FIT, la Federación Internacional de Asociaciones de Traductores, Intérpretes y Terminólogos, en la entrada sobre la visita de su presidente a Madrid a principios de año. Ahora se celebra el XXI congreso de la FIT, del 3 al 5 de agosto de 2017 en Brisbane, Australia. Aprovechando que hay una representante española, María Galán Barrera, presidenta de Asetrad, y que ha tuiteado que formará parte del jurado que decidirá quién se lleva este año el premio a la excelencia en interpretación no podía dejar pasar la oportunidad, tenía que hacer algunas preguntas.

01-08-2017 12-14-57

1- Al leet tu tuit surgen varias preguntas: ¿Qué es el congreso FIT? ¿Qué nos puedes contar sobre él?

El congreso de la Federación Internacional de Traductores se divide en dos partes: una reservada a las reuniones de los representantes de las distintas asociaciones. Esta se desarrollará del 1 al 2 de agosto. La otra, pública con charlas, conferenicas y talleres como en cualquier otro congreso tendrá lugar del 3 al 5 de agosto.

Desde un punto de vista asociativo, la primera parte resulta más interesante pues en ella:

  • intercambiamos información con otros compañeros que nos permite descubrir qué problemas tienen los traductores e intérpretes en otras partes del mundo, cómo están intentando solucionarlo y ver cómo podemos ayudarnos entre todos.
  • Se mantienen reuniones de trabajo y encuentros un poco más informales entre café y café que pueden ser el germen de futuras colaboraciones entre asociaciones.
  • Debatimos sobre qué es la FIT y lo que queremos que sea dentro de unos años y nos marcamos objetivos para los próximos años siempre con el objetivo final de mejorar las condiciones laborales de los traducores e intérpretes en todo el mundo.

Las reuniones de la FIT se celebran cada dos años, aunque luego cada grupo de trabajo, “task force”, mantenga reuniones con más frecuencia.

2- ¿Qué es lo más te apetece de esta aventura?

Representar a Asetrad en estas reuniones y contribuir a su internalización es, sin ninguna duda, lo que más ilusión me hace de esta aventura australiana.

Hay mucha gente trabajando a diario en Asetrad, no solo desde la junta directiva sino también desde los diferentes comités, grupos de trabajo y comisiones, el banco de tiempo, el programa de prácticas universitarias y la Linterna del Traductor. Socios que, de manera totalmente atruista, dedican parte de su tiempo libre a seguir haciendo de Asetrad lo que es: una gran asociación de traductores, correctores e intérpretes.

Tener la oportunidad de compartir con compañeros de todas partes del mundo lo que estamos haciendo, por lo que luchamos a diario, no puede más que llenarme de orgullo.

Ahora bien, me quedan preguntas en el tintero y he consultado el enlace que me ha facilitado María para saber más: ¿Premio de interpretación? ¿En qué consiste? ¿Cómo se seleccionan los nominados? ¿Hay que presentar vídeos de las interpretaciones puntuales o es un premio a toda una carrera? ¿Qué recibe el ganador? ¿Desde cuándo existe?

El premio se otorgó por primera vez en 2014 a Dorothy Charbonneau de Canadá, que es por el momento la única intérprete que ha recibido el premio. Fue nominada por la Asociación de Traductores e Intérpretes de Ontario (ATIO).

d-charbonneau
Dorothy y el presidente de la FIT [© Jørgen Christian Wind Nielsen, Wind Kommunikation, Denmark]
No es necesario presentar vídeos para nominar a los companeros que consideremos que han demostrado un nivel de excelencia a lo largo de su carrera. Tal y como explican desde la FIT, no es necesariamente un premio a un proyecto concreto, puede verse como un premio a toda una carrera pero también existe la opción de nominar a un profesional por un trabajo de especial importancia si dicho proyecto facilita el acceso a un grupo. También puede darse a una asociación y organismo por su labor a la hora de mejorar la calidad de la interpretación o promover la labor del intérprete.

The International Federation of Translators (FIT) has an international prize for inter- pretation designed to promote and improve the quality of interpreting and draw at- tention to the role of interpreters in providing professional language access in a wide variety of situations.

Se pueden nominar candidatos, igual que pasa con el Premio Danica Seleskovitch de la AIIC (que por cierto tiene ahora abierto el plazo para presentar candidaturas para aquellas contribuciones excepcionales a la interpretación y a la investigación en el campo). En el caso del premio de la FIT, las nominaciones las deben presentar miembros de la Asociación y será un jurado internacional copuesto por cinco profesionales el que tome la decisión final. Cada miembro de la FIT podrá nominar solo a un miembro de su propia asociación.

El premio es un reconocimiento pero además viene acompañado de una suma de dinero.

El Premio Danica Seleckovitch se otorga desde 1992 y en 2018 se concederá a uno de los compañeros nominados este verano.

La idea del premio como un reconocimiento al trabajo y a la dedicación a esta profesión me parece brillante. Si conocéis más premios similares, por favor, dejadme los enlaces en comentarios para poder incluirlos todos. Todo lo que nos ayude a celebrar la excelencia y a conseguir una visibilidad positiva nos viene bien a largo plazo.

 

Taller para hablar en público

Ayer se celebró en Madrid uno de los talleres para hablar en público impartido por Aline Casanova. Si sois lectores habituales del blog seguramente os suene el nombre. Aline nos habló el otoño pasado de InterpreTimeBank.

20170624_100732[1]
Aline en acción al inicio del taller
Fue una experiencia muy interesante. Hace aproximadamente 10 años fui profesora de Aline y ser su alumna me ha encantado. No me dedico a dar charlas, por lo que podría pensar que no necesito hablar bien en público, pero aunque el discurso no sea mío, cuando hago consecutiva hablo en público y en simultánea también tengo un público atento a lo que digo. Así que todo lo que me ayude a mejorar y cuidar la voz me viene bien. A muchos compañeros la idea de hacer consecutiva no les gusta precisamente porque el público les ve, este tipo de talleres les vendría de lujo para perder ese miedo escénico en un entorno positivo.

giphy2
La reacción de muchos ante la posibilidad de hablar en público

 

Antes del taller nos envío un cuestionario para saber cuáles eran las áreas que más nos interesaba mejorar. Como intérprete, me apetecía trabajar mucho el tema de la voz. Este año he tenido dos afonías, una de ellas durante más de 10 días y sin voz no puedo trabajar. Además de tener ahora un arsenal de tisanas, pastillas y sprays (tengo una parte de la cocina que parece propia de un druida), es muy importante mejorar la respiración para no forzar las cuerdas vocales.

La primera parte del taller de 4 horas de duración no defraudó en absoluto. Tocamos el tema de la respiración diafragmática, la proyección de voz sin sobrecargar las cuerdas vocales y practicamos varios ejercicios. Primero Aline comprobó si respirábamos de forma adecuada. Parece fácil pensar que sí lo hacemos (no nos hemos muerto), pero me dí cuenta de que podía mejorar para aprovechar la salida de aire para proyectar la voz sin que suponga un esfuerzo. Como eramos un grupo reducido, Aline estaba muy pendiente de cómo lo hacíamos cada uno. En los ejercicios con vocales estudió nuestros tonos graves y agudos, dando consejos y correcciones siempre que era necesario.

20170624_102630[1]
Aline explicando cómo funciona el diagragma

Nos recomendó que para proyectar bien la voz como ponente o en una consecutiva debíamos analizar la sala en la que íbamos a trabajar. Yo suelo llegar siempre con mucho tiempo y más si tengo que hacer consecutiva. En simultánea ya han colocado la cabina en el que sitio que han considerado más oportuno (que suele incluir una columna delante de las ventanas), pero en consecutiva es importante saber dónde se va a realizar el acto, si va a ser necesario moverse por la sala, si van a estar sentados, si hay micrófonos, etc. Aline nos recomienda analizar también el tipo de superficies y materiales que nos rodean si queremos proyectar la voz. Es mejor contar con superficies de vidrio, metal, básicamente es útil buscar superficies duras y evitar moquetas, entelados, etc.

Los ejercicios de vocalización también nos vinieron muy bien, así como los estiramientos y preparación de los músculos del rostro.

anigif_enhanced-4880-1426766418-21
Hay que prepararse como un deportista, un actor o un cantante

 

La segunda parte del taller se centraba en ejercicios de hablar en público. Cada uno tenía que llevar preparado un discurso que no superase los 5 minutos. No podías leerlo, ni apoyarte en ayudas visuales. Ya he hablado de los Power Points en el blog, esos elementos que a nosotros nos vienen tan bien para preparar la terminología, pero que pueden convertirse en un infierno si el ponente se limita a leer el texto que contienen a toda velocidad.

q39pz7r

 

Antes de arrancar, nos preguntó cuáles eran en nuestro opinión nuestros mayores miedos, dónde fallábamos, qué nos preocupaba más y qué era lo que necesitábamos para nuestro oficio. El grupo estaba compuesto por dos personas dedicadas a la política municipal, una psicóloga y otra intérprete que además también había sido alumna mía hace unos años. Fue una sorpresa estupenda volver a ver a Claudia. Por cierto, Claudia ya había pasado por el blog en su día 😉

En mi caso yo quería corregir un fallo que me habían identificado este año en las múltiples consecutivas que realizo durante la semana de inauguraciones de las exposiciones de Photoespaña. No me había dado cuenta, pero uno de los fotógrafos que acude todos los años me comentó que tiendo a cerrar los ojos durante la consecutiva para concentrarme mejor, sobre todo cuando el orador se ha olvidado de mi presencia y se ha tirado más de 5 minutos hablando de lo divino y lo humano a toda pastilla.

1_BXuoPX
Aquí interpretando (post-it en mano). Foto cortesía de Paco Posse

Ese tipo de comentarios vienen bien, muchas veces no te fijas en esos vicios que uno adquiere con el tiempo. Tendemos a centrarnos mucho en la velocidad, en la terminología, en no perder ni una idea, no cambiar el sentido. Todo eso es importante, pero el modo en el que luego transmitimos la información también desempeña un papel y puede ser lo que nos distinga de la competencia. El lenguaje corporal, saber usar las manos para hacer llegar el mensaje sin distraer la atención, el colocar bien las piernas y no balancearnos, mantener la espalda recta (aporta autoridad y la espalda es clave en la respiración y para la voz, como explicó Aline). Uno podría pensar que son muchas cosas, que es imposible estar pendiente de todo eso, pues hay que añadir además hacer contacto visual con el público. ¿A qué hora se entiende mejor el que un buen intérprete tenga unas buenas tarifas?

giphy3

 

Además de centrarme en lo que yo necesitaba, me resultó útil escuchar a los no-intérpretes. Tendemos a quejarnos mucho de los ponentes, pero es positivo ver que hay quien quiere mejorar y lo que les agobia es que las frases no suenen lógicas o bien enlazadas.

source

 

Y sobre todo, dejar que los nervios te puedan, porque en ese caso puedes acabar por ver al público como el enemigo y todo eso lo trasmitimos con el lenguaje corporal.

gif-sheldon-cooper-the-big-bang-theory-favim-com-370979

 

En consecutiva es fundamental transmitir seguridad, de lo contrario la interpretación no termina de funcionar del todo.

lorde-grammys
¿Se nota que estoy encantada de estar aquí?

Así que uno a uno nos tocó salir a dar nuestro discurso, con señales de colores para no pasarnos del tiempo. Años aplaudiendo cuando los organizadores usan luces rojas para que el ponente no se venga arriba y hable durante horas y al ver la luz amarilla casi se me sale el corazón por la boca. Metí una carrera al final para evitar la luz roja que me alegré de que nadie tuviera que interpretarme. Estar al otro lado ayuda a entender mejor a los ponentes.

20170624_125107[1]
Claudia a punto de empezar su discurso.
Cada uno tenía que enfrentarse a sus demonios particulares: hablar en un espacio muy abierto, mirar a los ojos al público, hablar desde un atril, hablar sentado en una mesa rodeado de otras personas, hablar sobre un tema controvertido pensando que van a atacarte. Tras el ejercicio, Aline y su magnífico equipo nos daban feedback y preguntaban al resto si teníamos comentarios sobre algo que nos había gustado o no. Curiosamente, Aline tenía razón en que todos pensábamos que eramos bastante peores hablando en público de lo que luego demostramos ser.

Van a celebrarse más talleres y si os interesa mejorar la respiración, el lenguaje corporal para consecutiva o sencillamente perder el miedo al público, esta puede ser una buena oportunidad para seguir avanzando. No perdáis de vista a Aline en Twitter (@CasanovaAline) o en InterpreTimeBank en Google+.

 

No me llames Dolores, llámame Lola, perdón, quería decir intérprete

Hay poder en los nombres. Andrea Brocanelli lo recordaba el otro día en Facebook y para eso los mitos nórdicos son muy ilustrativos. A Odín se le han llegado a adjudicar hasta 200 nombres, ahí es nada. El Padre de todos o dios cuervo tenía tantos nombres como algunos coleccionan posavasos de bares porque consideraba que si alguien los conocía todos, tendría poder sobre él. Las fantásticas novelas de Joanne Harris sobre la mitología escandinava aprovechan este detalle constantemente.
Hubo una época en la que me indignaba cada vez que me llamaban traductora u opciones más originales en lugar de intérprete. Echando la vista atrás, en la última década me han llamado todas las versiones de “traductora” existentes: traductora oral, traductora que habla, traductora inmediata, traductora simultánea, traductora rápida y hubo una vez en la que me preguntaron si yo podía traducir antes de que el ponente hablase o si lo hacía en diferido (lo primero habría tenido su mérito).

 

WhatsApp Image 2017-05-25 at 2.41.19 PM (2)
Tranquilidad, me comentan que el compañero Sentamans sigue vivo y traduciendo

 

Con el tiempo dejé de darle importancia, porque las verdaderas batallas que me preocupan son las condiciones de trabajo y las tarifas. Cuando llevas unas cuantas cabinas y consecutivas llegas a la conclusión de que eso da igual si cumplen con lo acordado en la fase previa. ¿Cuántas veces hemos llegado a un hotel o sala de conferencias y nos hemos encontrado con que la información que nos habían pasado era un sueño de Resines? Simultáneas sin cabina para una sala de 100 personas en las que esperan que interpretes sola al mismo tiempo que habla el ponente y que no subas mucho la voz que a los del fondo les molesta, ¿micrófono? ¿Para qué quieres eso? ¿No sabes impostar la voz? Que te quedas con las ganas de darte con un poste más bien para acabar con tu sufrimiento. Por no entrar en los temas ya mencionados en la entrada sobre “uberización” como lo de querer descontar el tiempo de los descansos de café o pensar que las jornadas de 12 horas seguidas son perfectamente normales.

Negociar las condiciones, explicar el motivo por el que pedimos lo que pedimos siempre me ha parecido una batalla necesaria y cuyo final aún no está cerca. Pero, después de darte muchas veces con paredes, muros y puertas, una empieza a preguntarse ¿Qué es lo falla? ¿Por qué cuando pido el material pasan de mi correo? ¿Piensan que voy a vender el power point de 50 diapositivas con letras blancas en Times New Roman 8 sobre fondo gris a las potencias extranjeras?

tenor
No veo un pimiento de lo pequeña que es la letra, pero esta presentación la vendo y saco para pipas

En el fondo creo que el principal problema al que nos enfrentamos es la falta de comunicación eficaz. Soy consciente de que esta no es más que mi opinión personal, pero tengo la sensación de que muchas veces la pelea por las tarifas, por una cabina desde la que pueda ver al ponente o el recibir el material para estudiar se deben a que el cliente que nos contrata no sabe qué se necesita para que el servicio funcione. No digo que la culpa sea del cliente, ni mucho menos. Cuando contratas el servicio de un fontanero no tienes ni idea de tuberías y después de pagarle sigues sin tener ni idea, para eso le contratas, pero haces un esfuerzo por no molestar y por aprender si te comenta algo. No es tarea del cliente aprender previamente lo que necesita un intérprete, pero sí podemos ir explicando de forma correcta y profesional cuáles son los requisitos mínimos para que salga adelante un proyecto con calidad, el motivo por el que pedimos las cosas y debemos intentar ser mejores a la hora de comunicarnos. Podemos evitar los malos entendidos y ser flexibles sin caer en malos hábitos que luego va a tener que sufrir el siguiente compañero al que contrate ese cliente.

Se nota cuando un organizador de eventos ha trabajado antes con intérpretes que han hecho bien su trabajo. Si el cliente recibe calidad, valora el servicio y entiende la tarifa. La mejor manera de explicar lo que costamos es ofrecer un servicio que lo valga. Cuesta menos pagar las cosas si consideramos que vamos a obtener algo bueno a cambio. En una ocasión un cliente nos comentó que nuestro presupuesto no era el más barato pero que era un evento demasiado importante como para dejarlo al azar y que prefería pagar más pero estar tranquilo. Aprovechó para preguntar un montón de dudas sobre el material: ¿Qué mando? ¿Cuándo lo mando? ¿Pongo fecha límite a los ponentes para que pasen las presentaciones? Este es un excelente modo de ver las opiniones de las dos partes y llegar a puntos de entendimiento. No es fácil, no siempre es posible, pero debemos intentarlo.

 

Sin embargo, los clientes no son los únicos que debe saber lo que hacemos, porque igual que podemos trabajar con cualquier tema, todo el mundo es un cliente potencial. Si uno sabe los beneficios que conlleva contratar a un intérprete profesional y la dificultad de la tarea en cuestión, no pensará en que esa reunión con los futuros clientes de Australia en la que se decidirá el futuro de su proyecto la puede “traducir” ese compañero que fue a Londres el verano pasado y se entendía de lujo con todo el mundo.

Todos los años por estas fechas hago jornadas enteras de consecutiva y hay momentos que nunca fallan:

  • Alguien me manda callar en una sala de exposición por interpretar en susurrada mientras habla el comisario.
  • Alguien interrumpe mi consecutiva porque necesita que me mueva para hacer mejor la foto, me echa la bronca por estar en medio cuando quiere pasar o apoya el micrófono/cámara/móvil en mi hombro para no cansarse (ha pasado más de una vez)
  • Alguien con la mejor de las intenciones se acerca al terminar la presentación para felicitarme por mi trabajo, me pregunta por las notas, se asombra de la memoria que se necesita para hacer una consecutiva y termina por preguntarme a qué me dedico.  La persona en cuestión suele sorprenderse cuando respondo que a ser intérprete y en algunas ocasiones se ha lanzado a preguntar si me pagan por eso.

 

El día que quede más claro qué es un intérprete, qué necesita para hacer su trabajo, qué se esconde en el nombre, quizás sea todo un poco más fácil. Que me llamen traductora cuando pregunto por la cabina no me ofende, me enorgullezco de serlo, pero quizás indica que hay una falta de información de fondo que no nos beneficia y que está en nuestras manos remediar.

2p1q6_by_rainrivermusic-d6fyfjm

 

 

Hasta Julieta se preguntaba cuál era la importancia de un nombre, pero si uno estudia los nombres de la obra, muchos tienen un significado que encaja con la trama, por lo que no fueron elegidos sin motivo.

 

Ayer la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó una resolución que reconoce el papel que juegan los profesionales de nuestro sector a la hora de ayudar a las naciones a establecer vínculos de entendimiento y declaró el 30 de septiembre como el día internacional de la traducción. Un pequeño paso para la ONU pero un paso en la buena dirección para el sector.

23-breakfast-at-tiffanys-quotes

 

Nota: Gracias a @jsentamans_  por la foto.

El intérprete y la tecnología – Curso AICE

AICE, la Asociación de Intérpretes de conferencia de España, ha organizado un curso presencial de un día que tendrá lugar el próximo 20 de mayo de 2017 en Madrid. El curso Interpretación y tecnología  impartido por el intérprete y profesor de la Universidad de Granada, Óscar Jiménez Serrano, va a tocar algunos de los temas que más me interesan: el papel de las nuevas tecnologías en nuestro sector, la interpretación a distancia o remota que ya no es una posibilidad, más bien se trata de una realidad en el mercado, las CAIT (herramientas informáticas para el intérprete), el BYOD (“trae tu propio dispositivo”) que en algunos países empieza a ser bastante frecuente, etc. Para saber un poco, he hablado con la intérprete Marcella Bracco, miembro de AICE y del comité de formación de la asociación, para que nos aporte algunas pinceladas más.

  • Estamos acostumbrados a escuchar charlas y ver cursos sobre las herramientas CAT y modos de aprovechar la tecnología en la traducción. Daba la sensación de que la interpretación vivía aislada de los nuevos avances, más allá de las mejoras en las cabinas y los equipos de sonido. Sin embargo, cada vez se habla más de la tecnología en el ámbito de la interpretación y este es uno de los primeros cursos que se ofrecen en España sobre el tema. ¿Qué ha motivado a AICE a dar este paso? ¿Qué se va a ver en el curso? ¿Tendrá un enfoque más práctico o combinará información y práctica?

 

Para contestar a esta pregunta tomaré prestadas las palabras de nuestra anterior Presidenta, Ana Villa, quien en su informe de fin de presidencia, hace poco más de año y medio, dijo: “El tema lo merece; que luego no nos pille la ola, ¡mejor surfearla!”.

La actual Junta de AICE, con su Presidenta Inés González Zarza a la cabeza, está profundamente convencida de la importancia de la formación continua, y en especial creemos que debemos estar muy bien informados sobre las últimas tendencias y novedades tecnológicas, que de alguna manera pueden afectar a nuestro trabajo. Si bien estas innovaciones pueden parecer algo muy lejano, sabemos que la tecnología avanza con pasos de gigante y no podemos quedarnos rezagados.

Este curso nace precisamente de esta inquietud y de la necesidad de estar preparados para lo que nos depare el futuro. Como asociación profesional, AICE quiere que sus miembros estemos formados e informados para poder seguir ofreciendo la calidad y profesionalidad que nos caracterizan. Este curso será eminentemente informativo, aunque también habrá la posibilidad de compartir y debatir los conocimientos adquiridos y otros temas de actualidad con los compañeros de profesión y de hacer algunas pruebas con el material que nos proporcione del profesor.

 

  • En Bruselas recientemente se han organizado talleres para aprovechar mejor las tabletas en cabina y en consecutiva, sin embargo, de acuerdo con algunos estudios realizados por estudiantes e intérpretes, no todos los intérpretes se animan a dar el paso. ¿Qué ventajas y desventajas tienen las nuevas herramientas a la hora de interpretar? 
20160618_132313
Mini portátil o tableta en cabina para tener a mano glosario, presentaciones, acceso a internet

Yo creo que las ventajas y desventajas son las mismas que en la vida cotidiana: si manejas bien la tecnología, esta te facilita la vida; sino la manejas bien, puede entorpecer tu trabajo (igual que en tu vida privada). Creo que ahí está el quid de la cuestión: muchos intérpretes no se atreven a lanzarse a la piscina por puro desconocimiento. Supongo que en su día pasaría lo mismo en el campo de la traducción. Sin embargo, en la actualidad, creo que la gran mayoría de los traductores (exceptuando, tal vez, a los literarios) utilizan herramientas de traducción asistida, con sus memorias de traducción, sus herramientas para la creación de glosarios, etc. Los intérpretes simplemente tienen que dar ese salto y por ello decidimos proponer un curso enfocado a la aplicación de estas nuevas tecnologías a nuestro trabajo. Por citar algunos ejemplos, se hablará, entre otros, de Skype Translator, Pilot Speech Translator, gestores de glosarios, asistentes de toma de notas, bolígrafos inteligentes, etc….

 

  • El curso no solo va a hablar de lo bueno de la tecnología, también mencionará los riesgos que conlleva. En el blog he hablado sobre el peligro de la “uberización” de los servicios, de la posibilidad de que el cliente pida una disponibilidad en cualquier momento y de inmediato, sin prestar atención a lo que una buena interpretación necesita. ¿cómo podemos prepararnos para las posibles demandas de los clientes en un mundo que no duerme ni cesa? ¿Es posible (o recomendable) agilizar el proceso de preparación de un trabajo y mejorar la calidad de la interpretación si aprovechamos la tecnología? Quizás, igual que los movimientos de rechazo a la cultura low-cost y fast-fashion, podemos aprovechar las redes para que los clientes de interpretación sean más conscientes del valor del trabajo bien hecho o ¿acaso avanzamos hacia una era de “fast-interpreting”?

 

Me gusta mucho tu manera de explicarlo, creo que has hecho un análisis muy correcto. Muchos intérpretes temen precisamente eso: si me apunto a un curso de tecnología aplicada a la interpretación, acabaré entrando en el peligroso y oscuro mundo del “fast-interpreting”. ¡Nada más lejos de nuestra intención! A mí me gusta decir que hay que conocer al enemigo para poder derribarlo . En el curso veremos hasta qué punto estamos hablando de un “enemigo” o, más bien, de un potencial “aliado”. Aprender e informarnos sobre las nuevas tecnologías nos servirá para responder mejor a las peticiones absurdas de algunos clientes, quienes, por desconocimiento o por atrevimiento, a veces nos proponen trabajar en condiciones inaceptables (y por tarifas irrisorias, no lo olvidemos). Ahí es donde el intérprete profesional (y bien formado e informado), tiene que saber asesorar y aconsejar al cliente sobre cuál es la mejor solución para una interpretación, dependiendo del tipo de evento.

real-time-translator-ear-waverly-labs-fb
“Mantén cerca a tus amigos, pero aún más cerca a tus enemigos”

 

  • Por desgracia, no puedo asistir al curso por motivos de trabajo pero, ¿se va a repetir el curso? ¿Se va a grabar para aquellos que quieren ir pero no pueden? Creo que es un acierto y que no hay suficientes talleres y cursos especializados para intérpretes ya en activo, por lo que este tipo de iniciativas nos benefician. ¿Cuán importante consideras que es la formación continuada para los intérpretes? Muchos pueden pensar que con tener el título y el máster ya basta pero, ¿qué se puede aprender al acudir a este tipo de cursos de un día? ¿Por qué se opta por la formación presencial?

 

La grabación no está prevista en esta ocasión. Sin embargo, el curso se repetirá en la medida en que veamos que hay un interés por parte de nuestros miembros (más de un intérprete de AICE nos ha dicho que en esta ocasión no podrá asistir pero que estaría interesado en una segunda convocatoria del curso).

Y para contestar a tu última pregunta, como te decía antes, para AICE y su actual Junta la formación a lo largo de la vida esvital para los intérpretes. Tanto es así que este no es el primer curso que organizamos (hemos organizado, por ejemplo, un curso sobre cuidados de la voz y otro sobre gestión de la identidad digital) y pensamos seguir ofreciendo actividades formativas porque , efectivamente, escasean iniciativas de este tipo para intérpretes en activo. El hecho de que los cursos sean presenciales favorece además la posibilidad de compartir conocimientos y experiencias con compañeros de profesión.

 

  • Nos podrías adelantar de qué van a ir los próximos cursos. Dejo el espacio de comentarios abierto para que los lectores aporten sugerencias, ¿qué nos gustaría ver en un curso en un futuro no muy lejano? Personalmente me encantaría ver más talleres sobre nuevas tecnologías. 

 

La verdad es que AICE tiene varias ideas para futuros cursos, entre los que se incluyen cursos especializados en terminología médica, financiera y jurídica, cursos de actualización en las técnicas de interpretación, sobre todo la toma de notas para la consecutiva, o un curso sobre el uso y aprovechamiento profesional de las redes sociales, etc.

Sobre Marcella Bracco:
Intérprete de conferencias y traductora de italiano, español, inglés, francés y catalán. Trabaja como autónoma en España desde 2001, compaginando su profesión de intérprete y traductora con la enseñanza del italiano. Su trabajo de intérprete la lleva a todos los rincones de Europa, donde suele saborear las maravillas de ciudades como París, Praga o Bruselas desde las ventanillas de un taxi. Marcella es miembro de Asetrad y de AICE, aunque en su otra vida maña estuvo también militando en ASATI. Actualmente vive en Tarragona, donde disfruta como una enana del Mare Nostrum.